CTOA - Inicio

Club CTOA
Escudo CTOA
El Club
  Quiénes somos  
  Dónde estamos  
  Normativa  
Socios
  Calendario  
  Preinscripción  
  Clasificaciones  
  TRI-TOUR  
  Equipaciones  
  Horarios  
  Área de transición  
  Socio del mes  
CelebriTRIes
Escuela
Enlaces
Hazte socio
Contactar
Socio del mes
 

Ricardo Martín Berjano

Ricardo Martín Berjano, conocido por todos como Richar, ingeniero de ensayos de alta tensión eléctrica, al que debemos agradecer, como nos recuerda alguna vez que otra en algún entrenamiento maratoniano, que tengamos luz en nuestras casas.

Contaba con 5 añitos cuando sus padres le apuntaron a judo, deporte que practicó de forma ininterrumpida hasta los 19 años, llegando a cinturón marrón. Le gustaba hacer judo, entrenar, pero no le gustaba mucho competir. Lo más destacado de todos esos años “es que aprendí disciplina y a tener espíritu de sacrificio”.

Por supuesto, como todo niño que se precie, también jugaba al fútbol, llegando a estar en dos equipos a la vez, uno de fútbol sala, y otro de fútbol grande. Era divertido.
En el colegio un profesor de gimnasia le introdujo en el mundillo del atletismo, y empezó a hacer alguna carrera, croses, y campeonatos escolares. Descubriendo que le gustaba correr.
Con los ahorros de la paga semanal se compró sus primeras zapatillas de correr, unas Nike, grises y negras, “chulas de la leche”.

Hace unos 14 años, su chica, Asun (antigua componente del CTOA), se fue todo un año a Inglaterra, seguía corriendo, y con algunos amigos salía con la bici de montaña aprovechando que tenía mas tiempo libre. Lo definitivo fue que vió unos carteles anunciando el primer triatlón de Alcorcón, organizado por un club llamado CTOA, le gustó tanto que el lunes siguiente estaba hablando con un tal Manolo.

Han pasado, diez años, y aquí se mantiene, con las mismas ganas o más, que el primer día. Ahora mismo no se puede imaginar haciendo otra cosa.

P: Asun (su esposa), Ana, Javi (sus hijos) y el trabajo ¿Cómo te organizas para poder seguir entrenando año tras año?
R.- Pues esto no es mérito mío. Yo sólo pongo las ganas, que son las mismas que el primer día, pero todo lo demás se lo tengo que agradecer primero a mi mujer, Asun, que me ha entendido desde el primer día, a mis padres y suegros, que nos ayudan cada día, y a mis churrumbeles, que desde que han tenido uso de razón se han acostumbrado a ver a su pater subido en un rodillo mientras ellos juegan.
Sólo hago un deporte cada día, aunque si puedo el sábado o el domingo doblo piscina y bicicleta o correr. El sacrificio por mi parte es o bien madrugar, o bien entrenar mientras mi gente está durmiendo la siesta. Hay que aprovechar y entrenar interfiriendo lo menos posible con la vida familiar, ese es uno de mis objetivos, y por ello salgo tan poco con la bici los domingos con la gente del club, aunque esto tengo que cambiarlo.

P: Más de diez años formando parte del CTOA, después de este tiempo, ¿qué te motiva para seguir compitiendo?
R: Es fácil, no sé estarme quieto. Lógicamente yo no aspiro a ganar nada, pero sí a ser mejor. Quiero ser mejor en todo lo que hago, cabezota que es uno. Creo que con el trabajo, la constancia y la perseverancia se consiguen muchas cosas. Eso que aplico al deporte, lo aplico a todos los ámbitos de la vida.
Por otro lado, si no participo en carreras no me motivo para entrenar igual. Es bueno someterse de vez en cuando a situaciones que no se controlan por completo, para conocerse mejor a uno mismo.
Por último, una motivación es también ganar a esos paquetones del CTOA que se pongan a tiro, para que nos vamos a engañar.

P: ¿Cómo enfocas este año la temporada, algún objetivo en concreto ?
R: Pues si tenía mis objetivos, pero a nivel de duatlón los ha olvidado. Mi primer objetivo es que me deje de molestar el tendón de Aquiles izquierdo, que no permite correr desde hace dos meses. Aprovechando esta circunstancia voy a ver si consigo mejorar en la natación, que falta me hace.
En cuanto al triatlón, quiero hacer Vitoria, Cuenca, y lo que se ponga a tiro.

P: Este año debido a una lesión, que te esta impidiendo correr a pie y estás implicándote mas en la natación, ¿esperas una mejoría notable en este segmento?
R: Pues como te decía, en eso estamos. Si puedo salir un poquito más adelante sería para mi muy motivador. La verdad es que nunca me había centrado tanto en esto de nadar, a ver qué tal.

P: Permíteme una licencia, ¿es cierto que has sido capaz de levantarte a las 6 a.m. a correr en la cinta o hacer rodillo, hasta que la paciencia del vecino tocó a su fin ?
R: Pues sí torpedo, es cierto. Como te decía antes un objetivo es interferir lo menos posible con la vida familiar, y la verdad es que no estaba mal la cosa, pero bueno entiendo que molestaba y en cuanto me dieron el toque lo dejé. Estuve un par de meses. Lo que si te voy a contar son tres anécdotas de rodillo:
1.- He pinchado dos veces.
2.- Otra vez, se me partió el manillar y casi me la pego: estaba podrido del sudor.
3.- Otra vez, la toma de corriente la puse sin darme cuenta debajo del rodillo y el sudor provocó un cortocircuito de la leche.
En fin...

P: ¿Cuál es tu triatlón preferido?
R: A mí me gustan mucho las pruebas por equipos, por eso me dio mucha rabia que quitasen la Copa del Rey para nosotros, la chusma, y estoy muy contento de que este año haya vuelto al "candelabro"... digo al calendario.

P: ¿Cómo has visto la evolución del triatlón en estos años? ¿y la del CTOA?
R: La del triatlón se ha profesionalizado bastante, y la afición ha aumentado muchísimo. Eso está bien por una parte, ya que garantiza el futuro del deporte, pero por otro lado tienes inconvenientes que afectan sobre todo a clubes como el nuestro, con un espíritu diferente.
En cuanto al CTOA, nuestro espíritu afortunadamente, y a pesar de todo, sigue siendo el mismo. Lo mejor que tenemos es el grupo humano, el buen rollo, las ganas de pasarlo bien teniendo como nexo común el triatlón. Eso ha evolucionado poco, pero no ha sido fácil, sino todo lo contrario, ha costado y cuesta un trabajo encomiable de unas pocas personas con nombres y apellidos.
El CTOA es triatlón como deporte, como manera de pasarlo bien, pero también, debido a la profesionalización de este deporte, está obligado a ser competitivo. Esta posición intermedia es lo que hace más difícil llevar y mantener este club, y es lo que da más mérito todavía a los miembros que lo componen.

P: ¿Natación, ciclismo o carrera a pie?
R: Lo que más me gusta es la bici, lo que se me da mejor (porque es lo que más tiempo llevo haciendo y en lo que mejor sé sufrir) la carrera, y en lo que estoy empeñado en mejorar la natación.

P: ¿Recuerdas las sensaciones de tu primer triatlón?, ¿cuál fue?
R: Mi primer triatlón fue el de San Martín de Valdeiglesias. En el último tramo de la natación pegaba el sol de cara, me equivoqué y me fui a la última boya en lugar de a la segunda, los de la organización me gritaban desde la barca y yo ni p. caso, hasta que llego a la boya y me dicen que tengo que volver atrás hasta la otra. En fin, cuando llegué a boxes estaba mi bici, y dos más o así. ¡Qué calamar! Aún así, el último no quedé.

P: Una banda sonora, un libro y una canción.
R: Banda sonora, “La Misión”, libro “El señor de los anillos” y canciones hay muchas, pero una de ellas seguro que es “Losing my religion” de R.E.M.

P: Muchas gracias por todo este tiempo dedicado al CTOA.
R: Un fuerte abrazo para todo el CTOA.

 
 
Subir